Por favor espere ...

Encuéntranos
Bogotá
Barrio Andes: Carrera 63 No. 98B-54
Contáctanos
(601) 643 93 63
322 884 14 87 / CEL: 305 734 20 14
Escríbenos
contactenos@segurosbeta.com

Días previos al viaje. Preparación.

Días previos al viaje. Preparación.

La planeación fue relativamente cuidadosa. Revisé detalles que consideré sensibles: evitar vías principales, hospedaje, alimentación, bicicleta en buen estado y algún par más. Aunque en realidad, dejé mucho a la improvisación.

 

Mapa que muestra a Tutazá, municipio más lejano del viaje. En la esquina inferior izquierda, cerca a Tunja, aparece Soracá, municipio clave en la ida y en el regreso.

 

De un viaje similar, aunque más corto, había aprendido que hay que llevar uniformes largos (piernas y brazos cubiertos), llevar buena comida, varios recipientes para agua con la intención de no parar mucho ni comprar agua en botella, no llevar peso en la espalda (benditas sean las alforjas y las parrillas), madrugar conviene para evitar un poco el sol y aprovechar la luz diurna, llevar luces recargables y, ante todo, “que el equipaje no lastre tus alas”.

Preparación adicional: bajé de peso un par de kilogramos en el último mes, hice rutas largas y de alto desnivel positivo. Por supuesto: seguro de bicicleta con Seguros Beta. 

Pan casero y granola hechos por mí, fruta, algo de verdura, granos de cacao (de lo más rico en el planeta), avena, polen… esperaba llevar suficiente para 5 días pero mi apetito en reposo es grande, entonces imaginen cómo es pedaleando. 

Las rutas y las fechas fueron planeadas para darme el mejor regalo de navidad: sensación de logro y llegar al campo a donde estaría mi familia, en especial mi mamá y mi abuela. También planeé rutas y fechas en épocas que tradicionalmente disfruto mucho en familia y en comida (novenas católicas), esto con el fin de dar al plan un sentido de disciplina, sacrificio y logro. Concebí todo como una forma de huir de la comodidad.

Las cosas que espero no usar: herramienta, juego de despinche, un par de medicamentos, impermeables, batería de repuesto para el celular. También algo que esperaba usar mucho: la libreta de apuntes, un libro, lista de propósitos de 2020 y de errores de 2019. 

 

Últimos detalles: retiré del equipaje un plato para comer (las manos son más útiles), una lata de atún (eran tres en principio), quité la parrilla para dejar todo en una sola maleta. El pan casero no quedó tan rico pero sí muy funcional. Ropa lista. 

 

19/12/2019

Todo bien, sin afanes, cerrando maletas, aunque hubo que poner de nuevo la parrilla porque en la maleta del manubrio no cabía todo. En la parrilla se acomodó la comida y ropa limpia. Por supuesto: la tranquilidad de tener mi bicicleta asegurada con Seguros Beta era una buena garantía con la que conté toda la travesía.

 

Deja un comentario

Certificados

Hemos actualizado la información acerca del uso de tus datos personales contenida en nuestra Política de Tratamiento de Datos Personales.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y nuestros servicios analizando la navegación en nuestra web. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.

Acepto